Eddy Del Mazo Tello, virtual burgomaestre del distrito de Imperial, reconoció que la tarea de conducir los destinos de la otrora capital comercial de Cañete no será fácil. Sabe que tendrá que ser el alcalde que tendrá que asumir a partir de enero del 2011 el activo y el pasivo de una cuestionada gestión que ha estado inmersa en una serie de comentarios negativos.

Del Mazo Tello, enfatizó que su administración estará orientada en demostrar que se puede lograr un cambio manejando los recursos públicos con transparencia y honradez.

“Estamos convencidos que los 4,932 votos que nos favorecieron, al terminó de nuestra gestión serán mucho más”, continuó diciendo tras reiterar que no habrá borrón y cuenta nueva una vez sentado en el sillón edil.

Sobre las criticas que ha recibido de parte de su más cercano contendor político y ex candidato por Confianza Perú, Carlos Pariona, el electo alcalde de Imperial, simplemente atino a precisar que la campaña ya culmino y su equipo de trabajo esta centrado al primer día útil de enero del 2011.

Acotó que si el pueblo se suma a esta tarea de la transformación, el esfuerzo de Eddy del Mazo y su equipo que lo acompaña será menor. Reconoció también que su administración estará en el ojo de la tormenta de quienes desde ahora están pensando en llegar al Palacio Municipal.

“Soy consiente de ese 75 por ciento que no ha votado por nosotros”, aseveró, tras hacer pública su sorpresa de que todavía no ha tomado posesión del cargo y algunos ya están pensando en su revocatoria.

“Si todavía no hay una muestra de cambio de que revocatoria halamos en este momento”, concluyó.

PRIMERA LINEA

.
News Reporter

Deja un comentario